web analytics

Pastel de calabaza con mantequilla tostada

Pastel de calabaza con mantequilla tostada {by Paula, Con las Zarpas en la Masa}

 

En los últimos años me he encontrado en muchas ocasiones con la misma conversación conforme se acercaba la celebración (o no) del día 31 de octubre, es decir, Halloween. Yo el año pasado me cansé de explicar que en realidad es una celebración celta que han sabido explotar muy bien en USA, pero todo el mundo me decía que eran excusas.

Este año he intentado documentarme un poco más y según he encontrado por internet puedo decir:

En primer lugar que la palabra Halloween proviene de la contracción de la frase inglesa All Hallows Even (o All Hallow’ Eve), que literalmente significa: Víspera de todos los Santos.

Dicha festividad celta es el Shamhain, que deriva del irlandés antiguo y significa fin del verano (y creo poder afirmar que este año el veranillo de San Martín se ha prolongado más de la cuenta y podemos dar por concluido el verano).

En el siglo VIII y con esa obsesión por cristianizar todas las festividades paganas que se celebraban hasta el momento, los Papas Gregorio III y Gregorio IV (se ve que al primero no le dió tiempo y terminó el trabajo el segundo), decidieron celebrar el día de Todos los Santos el 1 de noviembre, en lugar del 13 de mayo, fecha en la que se celebraba hasta ese momento (la Virgen de Fátima relleno luego ese hueco en el calendario).

No es hasta 1840 que llega a USA dicha tradición de manos de los irlandeses, que tras una gran hambruna extendieron la costumbre de tallar una calabaza y poner una vela dentro, inspirándose en la leyenda de «Jack el tacaño». En 1921 se celebró en Minnesota el primer desfile de Halloween, y desde entonces a ahora, se ha difundido cual virús por todo el mundo esta celebración.

 

Pastel de calabaza con mantequilla tostada {by Paula, Con las Zarpas en la Masa}

 

Yo francamente nunca la he celebrado, hasta que he tenido niña. Anoche precisamente se fue a dormir muy nerviosa pensando en su disfraz y en todas las chuches que va a recolectar hoy. Yo le he preparado esta tarta que ha devorado con los ojos y ha comenzado a comer con pasión los bombones Lindt que han editado especialmente para celebrar el día de Halloween.

 

Esta tarta hacía muchíiisimo tiempo que quería hacerla, y tenía varias recetas en inglés, pero por casualidad y buscando otra cosa encontré la versión de mia amiga BeatriZ y he decidido hacer la suya (así además me ha ahorrado el trabajo de hacer la conversión de tazas a gramos). Hay pocas diferencias con su receta, básicamente a la mía le he quitado alguna que otra caloría y he reducido las cantidades de azúcar.

Aquí os dejo la receta de un rico pastel con un delicioso frosting de mantequilla tostada que pienso hacer en más ocasiones (yo creo que así debía de saber la cerveza de mantequilla de Harry Potter, jajaja).

 

Pastel de calabaza con mantequilla tostada {by Paula, Con las Zarpas en la Masa}

 

Ingredientes para un molde de 23 cm de diámetro:

bizcocho:

– 250 gr de harina

– 1 1/2 cucharaditas de bicarbonato

– 1 1/2 cucharaditas de canela

– 1 cucharadita de jengibre molido

 

– 200 gr de azúcar blanco

– 100 gr de azúcar moreno

– 360 gr de puré de calabaza cocida

– 2 huevos

– 80 ml de butterlmik*

* 70 ml de leche + 10 ml de zumo de limón dejando reposar 10 minutos.

 

– 170 gr de mantequilla con sal

 

frosting:

– 115 gr de mantequilla con sal

– 200 gr de azúcar glass

– 2 cucharadas de leche

 

Pastel de calabaza con mantequilla tostada {by Paula, Con las Zarpas en la Masa}

 

 

 

Preparación:

bizcocho:

Comenzaremos por derretir la mantequilla a fuego medio hasta que obtenga un bonito color dorado. Dejamos templar.

En un bol ponemos todos los ingredientes sólidos del primer bloque (harina, bicarbonato…).

En otro bol ponemos el puré de calabaza y lo batimos junto con los dos tipos de azúcar. A continuación añadimos los huevos y seguimos batiendo. Agregamos el buttermilk, batimos. Añadimos los ingredientes sólidos del otro bol, batimos. Por último, añadimos la mantequilla templada. Batimos hasta que tenemos lista una masa homogénea.

Vertemos en el molde debidamente engrasado y horneamos a 180º (yo con aire) durante 40 minutos. Dejamos enfriar y reservamos.

 

frosting:

Derretimos la mantequilla en un cazo a fuego medio hasta que obtenga un color nuez. Dejamos templar 5 minutos y a continuación refrigeramos durante otros 15 minutos.

En un bol vertemos la mantequilla evitando que caigan las impurezas que se han depositado en el fondo. Añadimos el azúcar glass y batimos, si vieramos que nos queda una masa muy dura, añadimos una o dos cucharadas de leche. Batimos a velocidad alta hasta formar un frosting duro.

A disfrutar!!!

Imprimir aquí receta de Pastel de calabaza con mantequilla tostada

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?