Receta de Cañada de anís

Me encanta ir a una de estas panaderías tan monas que hay ahora en la que además de comprar el pan te tomas un café y un rico dulce hecho en su obrador. Yo tengo suerte (bueno, mi régimen y endocrino no piensan lo mismo, jajaja) y tengo una de esas preciosidades en mi misma casa. A lo que voy…vas a una de esas panaderías y te tomas una deliciosa cañada de anís, qué haces? Obcio, buscar la receta en internet, y qué te encuentras? El primer resultado es de tu media naranja gastronomica BeatriZ, autora del blog Sin salir de mi cocina. Siguiente paso? Hornear como una loca, jajaja. Vamos a ver ese recetón!!!

RECETA DE CAÑADA DE ANÍ

Ingredientes:

500 gr de harina de fuerza

375-415 ml de agua helada

10 gr de levadura fresca de panadería

azúcar

anís

Preparación:

La masa se prepara con 24 horas de antelación.

En un bol grande mezclamos el agua helada, pero helada, helada con la levadura.

Añadimos la harina y mezclamos con la mano, nos quedará una masa muy, muy pegajosa. Cuando estén los ingredientes integrados hacemos un par de pliegues, cogemos la masa del exterior y la metemos al centro de la misma. Tapamos con papel film y refrigeramos durante 24 horas (yo la tapo con un gorro de ducha de plástico).

Sacamos la masa y colocamos en un recipiete rectangular con un poco de aceite, volvemos a hacer pliegues. En esta ocasión como si hicieramos un tríptico con un folio, del extemos derecho al centro y del extremo izquierdo al centro. Giramos y repetimos la operación. Dejamos reposar unos 40-45 minutos y repetimos dos veces más el doble pliegue.

Transcurrido ese tiempo ponemos boca abajo el recipiente y lo dejamos caer sobre la bandeja en la que vayamos a hornear la cañada (si no es antihadherente mejor colocar papel de hornear).

Pintamos con un poco de aceite la cañada y estiramos con los dedos hasta que cubra toda la superficie, pero presionando con los dedos, como queriendo hacer agujeros en la masa.

Mezclamos azúcar con un par de cucharaditas de anís, hasta que nos quede mojado sin que bañe en el anís y repartimos por la cañada.

Precalentamos el horno a 250º (yo con aire), cuando esté muy, muy caliente introducimos la cañada y vaporizamos agua con un spray, rápidamente cerramos el horno y horneamos 10 minutos.

Bajamos a 220º y horneamos 15 minutos más.

Dejar enfriar y…

A disfrutar!!!

Imprimir receta aquí

Guardar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *