Gofres de calabacín con pisto y huevo poché

Gofres de calabacín con pisto y hueco poché

Hay una receta muy fácil, sana y sencilla de hacer que triunfa en la red gracias a Yolanda, mi amiga y autora del blog Cocido de sopa. Y esa receta son sus archiconocidas tortitas de calabacín. Tal es su éxito que fue la receta que eligió grabar junto a MJ hace muchos años e incluso forma parte del libro 100 recetas reconfortantes jodidamente deliciosas de ésta última.

Nosotros hace mucho también que la publicamos la receta de las tortitas de calabacín en este blog y que repetimos con mucha frecuencia en casa.

Pues bien, el recetón que hoy os traemos no es si no una divertida versión de las tortitas en formato gofre. Acompañado de pisto y huevo poché se convierte en una comida perfecta.

Gofres de calabacín con pisto y hueco poché

RECETA DE GOFRE DE CALABACÍN CON PISTO Y HUEVO POCHÉ

Ingredientes para 4 personas:

4 huevos de gallinas felices (tamaño L aproximadamente)

12 cucharadas de pisto

para los gofres de calabacín:

1 kilo de calabacines

3 huevos de gallinas felices (tamaño M aproximadamente)

75 gr de queso Parmigiano en polvo

75 gr de harina

1 cucharadita de levadura química

sal

Gofres de calabacín con pisto y hueco poché

Preparación:

para los gofres:

Lavamos y rallamos los calabacines, colocamos en un escurrido con un punto de sal y dejamos que saque el agua durante un par de horas.

Precalentamos el horno a 200º.

En una ensaladera grande batimos los huevos y añadimos el calabacín rallado y escurrido de su agua, para ello, cogemos pequeñas porciones con las manos limpias y pretamos hasta sacar todo el agua.

Añadimos el queso parmigiano rallado, la harina y la levadura, mezclamos.

Llenamos los moldes de gofre y horneamos durante 10 minutos en la parte superior.

para los huevos poché:

Cortamos un trocito de papel film y pintamos ligeramente de aceite. Colocamos dentro de una taza y dentro el huevo cascado. Hacemos un atillo y reservamos.

Calentamos agua en un cazo y cuando casi rompa a hervir introducimos los atillos de huevo. Cocinamos durante 4 minutos. Apagamos el fuego y dejamos reposar 1 minuto más los huevos. A continuación, pasamos a un bol con hielo y agua fría para interrumpir la cocción.

Montaje:

En la base del plato repartimos 3 cucharadas de pisto, encima colocamos el gofre y rematamos con el huevo poché, al que daremos un punto de sal.

A disfrutar!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.